miércoles, 3 de diciembre de 2008

Julio Salinas, un goleador nato


Voy a comenzar este blog escribiendo sobre Julio Salinas. ¿Y porqué Julio? Pues Julio Salinas es mi jugador favorito y como tal merece ser el primer protagonista de este blog. Desde que Salinas dejó el fútbol, hace ya 8 años, el fútbol ya no es lo mismo; me sigue gustando pero me falta algo, me falta Salinas. Otros jugadores han intentado ocupar el sitio de Salinas en mi corazón pero no han podido.

Julio Salinas Fernández nació en Bilbao un 11 de septiembre de 1962. A lo largo de sus 17 temporadas como profesional Julio pasó por 6 clubes españoles y un club extranjero. Su posición en el campo era la de delantero centro. Salinas era un jugador alto (188 cm) que destacó sobre todo por ser un goleador nato tras haber conseguido 152 goles en la primera división española, 34 goles en la máxima categoría japonesa, 23 goles con la selección española y un pichichi en la segunda división nacional. Con esta carta de presentación no hay duda de que nos encontramos ante uno de los mejores goleadores españoles de todos los tiempos. En la actualidad Salinas es el decimocuarto jugador que más goles ha conseguido en la Primera División y el sexto jugador que más goles ha conseguido en la selección española.

Sin embargo, y a pesar de estas cifras Salinas ha sido un jugador cuestionado por momentos. El hecho de ser un jugador desgarbado y con un estilo poco ortodoxo le ha valido para que con el no haya término medio. O le amaban o le consideraban un paquete. Sin embargo, en este caso los números hablan por si solos y nadie puede discutir la capacidad goleadora de don Julio Salinas.

Salinas comenzó su carrera deportiva en el Athletic de Bilbao. Debutó en la Primera División en la temporada 1982-83, disputando 160 minutos divididos en 7 partidos, ninguno de ellos como titular. En su primera temporada Julio consiguió un gol. Es de destacar que su hermano, Patxi Salinas también debutó en la misma temporada en la Primera División defendiendo también los colores del Athletic de Bilbao.

En concreto, el debut de Julio en la Primera División se produjo en la quinta jornada de dicha temporada, el 3 de octubre de 1982, con 20 años recién cumplidos, en un partido en que el Athletic perdió en Zaragoza por 2 a 1. Salinas disputó los últimos 22 minutos y sustituyó a Miguel Ángel Sola Elizalde. El entrenador que hizo debutar a Salinas era Javier Clemente, un entrenador que, como ya leeremos más tarde tiene mucho protagonismo en la carrera de nuestro protagonista.

El primer gol de Julio Salinas en la Primera División se produce en la trigésima jornada de la temporada 82-83, el 26 de marzo de 1983, en un partido contra el Celta de Vigo que el Athletic ganó 4-0. Salinas entró en el campo sustituyendo a José María Noriega Aldecoa y tras 13 minutos consiguió anotar el 3-0. En esta temporada Julio conseguiría su primer título de Liga.

La siguiente temporada transcurrió por cauces similares y Julio disputó 6 partidos con el primer equipo, dos de ellos como titular sin anotar ningún gol. Julio seguía compaginando sus actuaciones en el primer equipo con las actuaciones en el filial, que estaba en la Segunda División y de hecho en esta temporada Julio conseguiría el trofeo Pichichi de la Segunda División anotando 23 goles. El primer equipo del Athletic conseguía su segunda liga consecutiva y con ello el segundo título de Salinas.

En las temporadas 84-85 y 85-86 Salinas dio el salto definitivo a la primera plantilla del Athletic disputando 28 y 27 partidos respectivamente. El equipo acabaría tercero en ambas temporadas. En 1984 Julio volvería a conseguir otro título con el Athletic, esta vez la Copa del Rey.

Al final de la temporada 85-86 Salinas dejaría el Athletic y ficharía por el Atlético de Madrid donde permanecería dos temporadas. En la misma temporada en la que Salinas dejaba el Athletic Javier Clemente fichaba por el Espanyol.

La última temporada de Salinas en el Athletic vio su debut con el combinado nacional en un partido disputado en Las Palmas contra la Unión Soviética. Se trataba de un partido amistoso y Julio salió de titular formando delantera con Emilio Butragueño. En ese partido Salinas consiguió su primer gol como internacional. El partido acabó 2-0 a favor de España.

La selección nacional ya estaba clasificada para el Mundial de México y Miguel Muñoz le dio la oportunidad a Salinas en los últimos 3 amistosos antes de la gran cita. La selección ganó los tres amistosos y Julio convenció a Miguel Muñoz a base de buen juego y de un gol por partido. De tal manera, y tras solo 3 amistosos como internacional Julio se presentaba ante su primera cita internacional con el combinado nacional español. En México Salinas disputó todos los partidos y anotó un gol en la victoria de España contra Irlanda del Norte. España quedó eliminada en cuartos desde el punto de penalti contra Bélgica.

En las dos temporadas que permaneció en Madrid Julio se asentó en la Primera División y confirmó sus condiciones de goleador consiguiendo 31 goles en Liga en las dos temporadas que permaneció como colchonero. En Madrid no consiguió ningún título.

En la temporada 88-89 comienza la que quizás sea la época más exitosa para el bueno de Julio. Y eso coincide con su pase al Fútbol Club Barcelona. La llegada de Julio a Can Barça coincide también con la llegada de Johan Cruijff.

El cambio de equipo de Salinas vuelve a coincidir con una cita con la selección española, la Eurocopa de 1988 disputada en Alemania Federal. Después del mundial de México Salinas había perdido algo de protagonismo en la selección y no jugó ningún partido de clasificación para la Eurocopa. Sin embargo Miguel Muñoz le mantuvo en mente y jugó algunos partidos amistosos. Al final Julio fue convocado para la Eurocopa, en la que disputó un encuentro, el último de la fase de grupos en el que España cayó derrotada contra Alemania Federal y decía así adiós a la Eurocopa.

El protagonismo de Salinas en el Barcelona fue de más a menos. En su primera temporada jugó 37 partidos y consiguió 20 goles, logrando así su mejor marca en la liga española. En las dos siguientes temporadas Julio siguió teniendo mucho protagonismo en el equipo; sin embargo en las últimas temporadas en Can Barça Julio fue relegado a la suplencia aunque eso no impedía que Julio siguiese anotando goles. En la temporada 91-92 Salinas anotó 7 goles a pesar de jugar solo 3 partidos de titular y 14 de suplente. En su última temporada de blaugrana Julio apenas disputó 7 partidos, todos ellos de suplente, anotando dos goles.

En sus temporadas en Barcelona Julio consiguió 4 Ligas, 3 Supercopas de España, 1 Copa del Rey, 1 Recopa de Europa, 1 Copa de Europa y una Supercopa de Europa. Julio Salinas fue uno de los protagonistas de la era Cruijff y uno de los máximos goleadores de dicha era.

De sus temporadas en Barcelona podemos destacar el gol que Julio anotó en la final de la Recopa de Europa de 1989 contra la Sampdoria de Pagliuca y Víctor Muñoz en Berna. Salinas anotó el primer gol a los 4 minutos de juego. López Rekarte se encargaría de conseguir el 2-0 en los últimos minutos del choque. De esta forma Salinas conseguía su primer título europeo.

Salinas conseguiría otro gol en otra final europea, en el partido de ida de la Supercopa de Europa de 1992 en que el Barcelona venció al Werder Bremen. El Barcelona jugaba la Supercopa de Europa en condición de campeón de la Copa de Europa, conseguida en Wembley pocos meses antes.

Al igual que en la final de la Recopa el rival del Barcelona en la final de la Copa de Europa sería la Sampdoria de Géonova. Salinas saldría de titular en la final y de esa forma conseguía el título más importante de su carrera.

En sus años de blaugrana Salinas siguió contando para la selección. Tras la Eurocopa de Alemania Federal Luis Suárez sustituyó a Muñoz para intentar clasificar a España para Italia 90. La selección lo consiguió y Julio participó en 4 partidos de clasificación anotando un gol contra Hungría. Julio fue convocado para la cita. Salinas no jugó el primer partido contra Uruguay pero si jugó los siguientes 3 partidos. En el partido de cuartos de final contra Yugoslavia Salinas conseguiría el gol del empate a 6 minutos del final. Sin embargo Stojkovic eliminó a España en el descuento tras un lanzamiento de falta.

Después del Mundial de Italia Salinas contó menos para Luis Suárez y Vicente Miera y casi no jugó en la fase de clasificación para la Eurocopa de Suecia de 1992. España no conseguiría la clasificación para la competición.

Vicente Miera solo dirigiría a España durante el primer partido de la fase de clasificación para el Mundial de Estados Unidos de 1994. Javier Clemente sería su sustituto y Julio Salinas volvería a contar para la selección a pesar de ya no ser un habitual en las alineaciones del Barcelona. El 28 de abril de 1993 España ganaba 3-1 a Irlanda del Norte y Julio anotaba dos goles en la primera media hora de juego. En septiembre del mismo año Julio lograba un hattrick contra Albania. En octubre España jugaba un partido importantísimo en Irlanda y Salinas conseguía dos goles que unidos al de Caminero hacían que España se lo tuviese que jugar todo en Sevilla contra Dinamarca. Salinas también jugó en ese partido y España ganaba gracias a un gol de Hierro que clasificaba a España para el Mundial de Estados Unidos 1994. En total Salinas participó en 9 partidos de clasificación para el Mundial de Estados Unidos y consiguió 7 goles.

El Mundial de Estados Unidos sería el tercero de Julio Salinas. Disputaría todos los partidos excepto los octavos de final contra Suiza. Salinas anotaría un gol en el primer partido de la competición contra Corea del Sur. De tal forma se convertía en uno de los pocos jugadores que han logrado anotar en tres mundiales diferentes. Lamentablemente en este Mundial ocurriría el hecho por el que más se le recuerda a Salinas, el mano a mano errado ante Pagliuca en los cuartos de final.

Este sería el último Mundial de Salinas, en cada uno de los 3 mundiales consiguió anotar un gol y en los tres España quedó eliminada en los cuartos de final de forma muy ajustada.

Tras el mundial de Estados Unidos Julio Salinas dejaría el Barcelona y pondría rumbo al Atlántico para jugar en el Deportivo de La Coruña. En La Coruña solo permanecería una temporada y jugó 24 partidos de Liga, 18 de ellos de titular. No logró ser titular indiscutible siendo el tercer delantero con más minutos por detrás de Bebeto y Manjarín. Sin embargo, en su temporada en La Coruña si que lograría ser el delantero con mejor ratio minutos jugados /goles anotados con un gol cada 125 minutos. El Deportivo finalizaría segundo en esa temporada.

De su época en el Deportivo se le recuerda sobre todo por el gol que propició el empate del Depor en el Camp Nou. El Barcelona ganaba 1-0 y a 13 minutos para el final entró Salinas. Empezó muy activo y el Depor creó mucho peligro desde su entrada. Y ya en el descuento, un corner peinado hacia atrás por Ribera le llegó a Salinas que consiguió el gol del empate.

Salinas logró su segunda Copa del Rey en esta temporada, además fue el máximo goleador del Depor en esta competición.

A pesar de la gran temporada realizada por Salinas, el Depor decidió fichar a Radchenko para la siguiente temporada. Ante la perspectiva de tener menos minutos Salinas puso rumbo a Asturias para jugar en el Sporting de Gijón en la temporada 1995-96.

En su época de jugador del Deportivo Salinas seguía contando para Javier Clemente en la selección. Salinas jugaría 6 partidos de clasificación para la Eurocopa de 1996 anotando 3 goles.

En su primera temporada en Gijón Salinas consiguió su segundo mejor registro goleador en la Primera División anotando 18 goles en 38 partidos. En Gijón pronto se hizo muy querido entre los aficionados y en el Molinón se solía escuchar aquello de “Salinas bota de oro”.

Tras la fantástica temporada en Gijón (segundo máximo goleador nacional en la Liga) Javier Clemente le convocó para la Eurocopa de 1996 que se disputaría en Inglaterra. Salinas solo disputó uno de los encuentros de la primera fase, contra Francia. España se clasificó venciendo a Rumanía tras un gol de Guillermo Amor en los últimos minutos. En el partido de cuartos contra Inglaterra Salinas también jugó y de hecho anotó un gol que le fue anulado. El partido acabó empatado y España caería eliminada en los penaltis. La selección volvía a quedar fuera en unos cuartos de final de una gran cita. El partido contra Inglaterra sería el último de Julio Salinas con la selección nacional.

La temporada 96-97 comenzó para Salinas muy bien en Gijón pero a finales de 1996 recibió una oferta para irse a jugar al Yokohama Marinos japonés. Curiosamente el último partido de Salinas en el Sporting antes de partir a Japón fue contra el Deportivo de La Coruña. Ese partido se disputó el 22 de diciembre de 1996 acabó 1-1 con gol de Salinas.

El fútbol japonés se había convertido en los 90 en un destino muy querido entre grandes jugadores que disfrutaban allí de sus últimos años de profesionales. Julio Salinas fue de los primeros jugadores españoles en jugar allí. “Txiqui” Beguiristain se fue en la misma temporada. Más tarde les seguirían jugadores como Maqueda o Goikoetxea.

El entrenador del Yokohama Marinos cuando Salinas partió hacia Japón era Xabier Azkargorta. También estaba el boliviano Julio César Valdivieso y formaría una gran pareja con nuestro protagonista.

Julio Salinas siguió mostrando sus grandes cualidades goleadoras anotando con mucha regularidad en Japón. Sin embargo Xabier Azkargorta dejó el Yokohama Marinos al final de la primera temporada y las cosas no le fueron tan bien a Julio con su sustituto, Antonio de la Cruz.

Salinas decidió dejar Japón y volvió a España, más concretamente a su tierra, el País Vasco donde jugaría en el Club Deportivo Alavés. A Vitoria llegó en el mercado de invierno y en su primera temporada jugaría 22 partidos, 17 de titular y anotaría 4 goles.

En la siguiente temporada, la 1999-2000 Julio jugaría mucho menos pero metería más goles que en su primera temporada en Vitoria. De hecho Julio jugó solo 6 partidos como titular (entraría en 22 como suplente) y metería 8 goles. Esa sería la última temporada de Salinas en el Alavés

Pero la despedida de Julio Salinas no sería una despedida cualquiera. El último partido de la temporada del Alavés sería en Bilbao, en la Catedral, en el campo que le vio jugar sus primeros partidos a principios de la década de los 80. Y la despedida de Julio Salinas no pudo ser mejor, bueno, perdón, si que pudo ser mejor pero ya se había logrado algo grande. Salinas metería un gol para el Alavés pero eso no les valió a los vitorianos para ganar el partido y se quedaron a las puertas de clasificarse para la Liga de Campeones. Sin embargo sería la mejor clasificación del Alavés en su historia y les valdría para clasificarse para la Copa de la UEFA, competición de la que serían finalistas. Salinas metía pues un gol en la Catedral y dejaba al Alavés en la UEFA siendo sextos. Nadie en Vitoria quería que Julio se marchase, pero la decisión ya estaba tomada y Julio Salinas abandonaba el Alavés y el fútbol profesional.

Salinas dejaba una pequeña puerta abierta a otra experiencia en el extranjero pero no salió ninguna propuesta convincente y Julio Salinas se retiraba. Julio se retiraba pues en una competición de altísimo nivel como la liga española, a punto de cumplir los 38 años, metiendo goles, consiguiendo la mejor clasificación liguera de la historia del Alavés y dejando al equipo en la UEFA, a las puertas de su mayor hito, ser finalista de la UEFA en la siguiente temporada.

Julio Salinas consiguió 12 títulos en su dilatada carrera:
- 6 Ligas en España, dos con el Athletic y 4 con el Barcelona.
- 1 Copa de Europa con el Barcelona.
- 1 Recopa de Europa con el Barcelona.
- 1 Supercopa de Europa con el Barcelona.
- 2 Copas del Rey, una con el Barcelona y una con el Deportivo.
- 1 Supercopa de España con el Barcelona.

Con la selección jugó 56 partidos y metió 23 goles. De los goles anotados 18 fueron en partidos ganados y 3 en partidos empatados. La mejor época de Salinas con la selección fue bajo la tutela de Javier Clemente: Julio jugó 27 partidos y metió 15 goles.

Este artículo ha sido elaborado en base a información recogida en:
www.lfp.es
http://futbol.sportec.es

Me gustaría tambien recomendar un gran artículo escrito sobre Julio Salinas en el blog Yo jugué en el Sporting.

9 comentarios:

Capitán (tan) Argento dijo...

Gran artículo Estoja, directo a Fútbol Blogueril! No dejes de postear eh!

Estoja dijo...

Gracias Capitán.
A ver si consigo postear con cierta regularidad. Y a ver si no se me van las ideas.

Antonio dijo...

Muy buena biografía de Salinas, Estoja. ¿Qué explicación le encuentras tú a que fuese titular en la final de Wembley, habiendo jugado tan poco ese año? Yo creo que debió de ser una cuestión de motivación, por lo de haberle metido ya el gol en la Recopa. Yo al Salinas que más recuerdo es el de los últimos años, pero tengo en vídeo la final del 92 y hay alguna jugada de Julito increíble.
De él siempre se dijo lo mismo: hacía fácil lo difícil y difícil lo fácil.
El partido en el Camp Nou siendo ya del Dépor lo recuerdo muy bien. Yo lo estaba escuchando en la radio y Jose María García dijo, cuando entró: "a que marca Salinas...". Y cuando marcó en el descuento grito diciendo que él ya lo había dicho.
También recuerdo al Lobo Carrasco comentando un partido del Athletic en el Torneo de Brunete y diciendo algo así: "ese chaval es muy parecido a Julio Salinas: parece torpón, pero es muy habilidoso y tiene gol". Supongo que sabrás quién era el niño en cuestión.

Estoja dijo...

Hola Antonio. Es difícil saber porque fue titular Salinas en Wembley habiendo contado tan poco esa temporada pero yo creo que, a pesar de estar jugando poco, Cruyff sabía apreciar las cualidades de Salinas.
Creo que es un jugador difícil de definir porque aparentemente era un paquete, pero en realidad no lo era. Tenía olfato de gol pero no era solo un rematador porque participaba mucho del juego, se desmarcaba bien, salía a recibir de espaldas de los centrocampistas, perdía pocos balones, creo además que tenía más técnica de la que aparentaba,...
Tengo que reconocer que es verdad que fallaba a veces ocasiones muy claras. Y me dió mucha pena que fallase el mano a mano con Pagliuca.
De los jugadores actuales Luca Toni me recuerda un poco a Salinas, especialmente los dos últimos goles que metió, contra Hoffenheim y contra Stuttgart.
El partido del Camp Nou nunca lo olvidaré, y lo curioso es que solo me acuerdo del partido desde la entrada de Salinas. Lo de García no me acuerdo porque lo estaba viendo por la tele (aunque yo era oyente de García).

Anónimo dijo...

eo

Estoja dijo...

Añado el enlace de una entrevista de Salinas en la revista futbolista.
http://www.futbolistadigital.com/2009/01/14/julio-salinas-me-hubiera-gustado-jugar-en-el-madrid/

Jasua dijo...

Por favor, necesito saber cuántos goles concretamente marcó Salinas la temporada que estuvo en el Depor (me he jugado los huevos y creo que voy a ganar...)

Estoja dijo...

En Liga metió 12 goles. En la Copa del Rey no me acuerdo, pero si que recuerdo que fue el máximo goleador del Depor en la Copa del Rey en esa temporada.

Suerte con la apuesta pues.

Anónimo dijo...

Accord Our Adverse Prices at www.Pharmashack.com, The Superior [b][url=http://www.pharmashack.com]Online Chemist's workshop [/url][/b] To [url=http://www.pharmashack.com]Buy Viagra[/url] Online ! You Can also Espy Twinkling of an eye Deals When You [url=http://www.pharmashack.com/en/item/cialis.html]Buy Cialis[/url] and When You You [url=http://www.pharmashack.com/en/item/levitra.html]Buy Levitra[/url] Online. We Also Be subjected to a Mammoth Generic [url=http://www.pharmashack.com/en/item/phentermine.html]Phentermine[/url] As a armed forces to Your Nutriment ! We Dish away Traffic splotch [url=http://www.pharmashack.com/en/item/viagra.html]Viagra[/url] and Also [url=http://www.pharmashack.com/en/item/generic_viagra.html]Generic Viagra[/url] !